tips para tratar el acné durante el embarazo

Dicen que durante el embarazo las mujeres tienen una piel y un pelo que dan envidia, con un brillo especial. Sin embargo, a muchas les sale acné debido a los cambios hormonales del cuerpo.

Se incrementa la concentración de andrógenos que van a estimular las glándulas sebáceas de la piel.

Pero las consecuencias dependerán de la mujer. Por ejemplo, a unas les viene bien porque les hidrata la piel y les aporta elasticidad.

Como saber si tendré acné

Sin embargo a otras les salen granos o espinillas, es más probable si su piel ya era grasa anteriormente. Esto dependerá tu tipo de piel como saber si te saldrán granitos en la cara lo averiguaras en este post.

Es muy molesto. Lo peor es que no tiene una duración aproximada, puede durar los primeros meses y desaparecer, o continuar durante todo el embarazo. La cantidad también dependerá de la persona.

¿Podemos usar productos de farmacia?

Una de las opciones recurrentes es acudir a la farmacia para buscar remedios contra el acné. ¡Es muy peligroso y no debes hacerlo nunca sin preguntar a un médico!

Algunos componentes de las cremas pueden pasar al torrente sanguíneo vía tópica, y estos componentes pueden ser peligrosos para el feto.

Hay cremas de farmacia que se utiliza contra el acné que contienen isotrentinoina  y otras con Tetraciclinas en su composición, que pueden causar daños en el futuro bebé, incluso abortos involuntarios. El componente tretinon tampoco es seguro.

Por eso, no debes usar nunca el mismo tipo de cremas que usabas antes de estar embarazada. Como regla general, no utilices ningún medicamento a no ser que sea alguno específico recomendado por tu médico.

Algunos también pueden contener tetraciclina, que puede causar daños en los huesos y dientes del niño. Por eso, ante las dudas pregunta siempre a tu médico.

Remedios caseros durante el embarazo:

Estilo de vida saludable

Un estilo de vida saludable incluye, sin falta, el ejercicio físico, una buena alimentación y mantener controlado el estrés:

Ejercicio físico

Haciendo un poco de ejercicio al día, como una carrera suave o una caminata larga estimulamos el flujo de riego sanguíneo de manera que el transporte de hormonas en sangre se vuelve más constante, menos variable.

Una buena alimentación

Si cuidamos el tipo de alimentos que tomamos nuestra piel lo agradecerá. Las verduras y la fruta fresca contienen una gran cantidad de agua junto con vitaminas y minerales que controlan los desequilibrios hormonales.

acné y el embarazo

Higiene

Es recomendable lavarte la cara todos los días nada más levantarte para arrastrar el sudor y suciedad de la noche, y también antes de acostarte con el fin de limpiar las impurezas que se han ido acumulando en la superficie de la piel durante el día.

Puedes usar un jabón especial permitido por tu médico en el embarazo. También es recomendable agua de coco. Sin embargo, si tu piel está especialmente grasa puedes usar un limpiador facial sin perfume ni alcohol, que son los que tienden a irritar más la piel.

Mascarilla de naranja

Ralla la piel de una naranja en un bol y agrégale 3 cucharadas de yogur natural y una cucharada de harina de avena. Mezcla y aplícala durante 15 minutos.

Puedes aplicarla a diario en función de lo grasa que esté tu piel. Otras frutas aconsejables para combinar y hacer otras mascarillas diferentes es la piña, la fresa y otras frutas de la familia de los cítricos como el limón.

Mascarilla de pepino

Uno de los remedios más antiguos contra el acné. Una mascarilla usando como base el pepino no solo secará los granos si no que ayuda en la cicatrización de las marcas producidas por este.

Baños calientes

El acné durante el embarazo no tiene porque salir solo en la cara si no que a menudo también aparece en la espalda y piernas. Si ese es el caso puedes probar a darte baños agregando diferentes aceites que aliviarán y suavizarán tu piel.

Prepara un baño entre tibio y caliente agregando unas gotitas de aceite de eucalipto, jengibre, rosa, jazmín, tomillo, lavanda o manzanilla.

El tiempo recomendado son entre 20 minutos y media hora para asegurarnos que nuestra piel capta bien las esencias de los aceites. Mejor en ayunas.

Por último, como siempre, lo mejor es consultar a tu médico o a algún dermatólogo, algunos remedios naturales contra el acné no nos sirven durante el embarazo.

Es el caso de algunas hierbas, que pueden producir contracciones involuntarias en la mujer y no ser aconsejables para las mujeres embarazadas pero si para el resto.