Persona con insomnio
Salud y Bienestar

Factores que alteran el sueño profundo

Los problemas de sueño, sean temporales o no, son bastante comunes en los niños y también en adultos.

Ciertos factores pueden explicar cambios repentinos o variaciones en los hábitos de sueño y si sigues leyendo, te explicamos cuáles son esos detonantes que alteran tu sueño profundo:

Primero, es importante mencionar que medicamentos como la melatonina 3mg ayudan al sueño.

Ansiedad de separación

Los bebés de repente se vuelven extremadamente ansiosos cuando sus padres están ausentes y temen perderlos.
No quieren dejar de estar al lado de sus padres.

Fase de oposición

Durante este período, los niños y adultos son más asertivos, pueden negarse a cooperar cuando un alguien hace una solicitud.

Por lo tanto, pueden usar el sueño para expresar su oposición, por ejemplo, al levantarse repetidamente o negarse a conciliar el sueño profundo.

Fase de miedo

Los niños y jóvenes tienden a desarrollar diferentes tipos de miedos y preocupaciones. Temerán al monstruo debajo de la cama, a la oscuridad, a los insectos, etc.

Todavía no pueden distinguir entre lo que es real y lo que se imagina. Las pesadillas pueden perturbar el sueño.

¿Qué hacer cuando notas cambios en los hábitos de sueño ?

Encuentra la fuente del problema

Una vez que haya determinado el “por qué”, te será mucho más fácil ajustar tus intervenciones.

Propón una rutina de sueño estable, relajante y reparadora

No importa lo que esté sucediendo con el niño o adulto, establecer una rutina predecible influirá positivamente en la hora de la siesta y / o la hora de acostarse ayudará a lograr un sueño profundo.

Sé paciente y constante

Las cosas eventualmente caerán en su lugar y toma en cuenta que mejorarás tu vida íntima. 

Mantén tu posición

Pareja durmiendo

Evita cambiar el método o las demandas cuando enfrentes oposición. Si, por ejemplo, deseas que un niño se duerma solo, no lo dejes levantarse y evita acunarlo para que se duerma.

Asegúrate de que tu solicitud sea clara y consistente.

¡Buena suerte y deseamos que tengas un sueño profundo!