cuida tu salud en navidad

¿Cómo mantener una buena salud en fechas navideñas? Te damos algunos consejos para que lo consigas.

Durante las fechas festivas es común que aparezcan los excesos. Fiestas, comidas, reuniones familiares, cenas de empresa, planes con amigos…

En definitiva, son muchos los eventos que suelen tener las personas durante estas fechas y su rutina se ve truncada por ellos.

No obstante, hay que tener en cuenta que romper la rutina no debe de ser sinónimo de descuidarse y que es posible mantener una buena salud incluso en estas fechas para no tirar por la borda todo lo que se ha conseguido los meses anteriores.

Por lo tanto, las fiestas podrán disfrutarse con alegría y salud si se tienen en cuenta algunos de los siguientes consejos:

Controlar lo que se come

Evitar excesos en alimentos grasos o dulces, que suelen ser lo más típico en estas fechas. Además, se recomienda no comer hasta explotar para evitar digestiones demasiado pesadas.

Por otro lado, los alimentos sanos, las frutas y las verduras también deberán de estar presentes en la dieta de cualquier persona.

No excederse con el alcohol

Principalmente hay que tener cuidado con el excesivo consumo de alcohol por el hecho de que este puede llegar a dañar la salud.

Algo sumado al peligro al que se exponen las personas cuando beben más de la cuenta y al hecho de que una copa de alcohol u otro tipo de sustancia que lo contenga, engorda más de lo que muchos creen.

Cuidarse del frío

En ocasiones, los buenos ratos con amigos y familia e incluso las fiestas, hacen olvidar las temperaturas tan bajas que suelen darse durante estas fechas.

Por ello, se recomienda protección ante el frío para evitar no sólo costipados o dolores de garganta sino problemas más graves que pueden llegar a darse. Por otro lado, la piel deberá de estar protegida ante las bajas temperaturas y la hidratación será la mejor manera de conseguirlo.

salud en reuniones

Contar con medicamentos

Aunque lo ideal es no caer enfermo, hay que estar prevenido para cualquier cosa en fiestas. Por eso, será perfecto contar con ciertos medicamentos a los que recurrir. No obstante, es importante seguir los consejos de los profesionales y no automedicarse sin antes consultar a los verdaderos especialistas.

Hacer deporte

Por muchas fiestas que haya, siempre hay hueco para entrenar o hacer algo de ejercicio. Esto no sólo será bueno para la salud de cualquiera sino que les permitirá acabar con la sensación de hinchazón y pesadez propia después de varias comidas navideñas.

Además, gracias al deporte se podrá seguir cuidando la línea incluso tras haberse saltado la dieta en varios momentos dadas las fechas.

Beber agua

Hidratarse es fundamental todos los días del año, no sólo en fiestas. No obstante, este es uno de los mejores consejos que se pueden dar a alguien durante estas fechas ya que beber agua no sólo hidrata el organismo sino que a su vez.

Favorece el transito intestinal y por lo tanto, la eliminación de toxinas innecesarias para el cuerpo de cualquier persona. En definitiva, será muy positivo para la salud beber bastante agua cada día.

Cocinar saludable

Es evidente que en estas fechas se come más de lo normal pero las consecuencias de esto se pueden paliar si se cocina lo más sano posible.

Evitando grasas, exceso de sal u otro tipo de acciones que van a permitir que las personas disfruten de una buena cena o comida sin salir perjudicados.

¿Cómo pueden afectar a la salud los excesos navideños?

Son muchas las consecuencias y los problemas que pueden derivar de una época navideña repleta de excesos y sedimentaria. Algunos de ellos son:

Gripes o constipados

Suelen ser más comunes de lo normal durante estas fechas y los antigripales son tu mejor opción. De hecho, si no son bien curados pueden agravarse y tener consecuencias más negativas.

Estreñimiento

El no beber tanta agua, hacer menos ejercicio y consumir alimentos bajos en fibra puede favorecer el estreñimiento que a su vez provocará sensación de pesadez e incluso, dolores de estómago.

Retención de líquidos

En fiestas, los excesos y la pérdida de rutina pueden dar lugar a la retención de líquidos, que suele ser más común en mujeres que en hombres.

Aumento de grasa

Como es lógico, comer más de lo normal y alimentos menos saludables pueden producir un aumento de peso en cualquier persona.

Colesterol

La sal y otro tipo de sustancias pueden llevar a producir grandes subidas de colesterol. Por ello, es importante controlar lo que se come y como se cocina en estas fechas. Algo que deberán de hacer más aún las personas que tengan problemas de colesterol.